El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

 

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

Un presunto agravio a la bandera nacional

Una información dada por la prensa local hacía saber que en el comité radical de la Ciudad de Goya, el domingo último, Día de la Bandera, fue izada la enseña patria con una franja negra.

Esto bastó para que el vicegobernador, Clementino Forte, a cargo del Poder Ejecutivo, convocara a una reunión en la Casa de Gobierno de la que participaron ministros y funcionarios, el presidente del Superior Tribunal, los apoderados del partido Peronista de ambas ramas, los presidentes de las Cámaras Legislativas, representantes de la C. G .T. y el delegado de Trabajo y Previsión, y se refiriera, luego, al hecho mencionado, que condenó en forma enérgica, poniéndose todos de pie en desagravio. Posteriormente, se designó una comisión especial, encargada de proyectar los desagravios.

En la oportunidad, el Jefe de Policía informó que fueron arrestados todos los miembros de la Mesa Directiva del comité, con excepción de un legislador, por razón de sus fueros. Dicho órgano político dio una declaración, explicando que, producido el fallecimiento del doctor José María Cialzetta, destacado dirigente de esa agrupación, se había dispuesto que, a la bandera del partido, se le pusiera una franja de luto pero que un menor, encargado de ello, la colocó a la enseña patria, sin intención alguna de agraviarla.

El Día de la Bandera fue izada, sin advertir el detalle, lo que determinó la instrucción de un sumario donde se dieron las explicaciones del caso(1).

(1) Diario “La Nación”, (Buenos Aires), ediciones del 23 al 26 de Mayo de 1954. El comunicado del Comité Central provincial de la U. C. Radical está firmado por el presidente, doctor Fernando Piragine Niveyro, y los secretarios, señores Lértora y Faraone. // Citado por Ricardo J. G. Harvey. “Historia Política Contemporánea (1949 - 1955). Ed. Moglia Ediciones, Corrientes.

Pese a las explicaciones, se sucedieron los actos de desagravio en todas las escuelas de la provincia, por los estudiantes secundarios en la plaza “25 de Mayo” de la capital, en las Cámaras de Diputados y Senadores y, finalmente, el acto central de desagravio llevado a cabo en la Avenida Costanera, con participación amplia de funcionarios y legisladores, haciendo uso de la palabra el vicegobernador Clementino Forte, y dándose lectura a un telegrama de adhesión del presidente de la nación.

- Los conservadores

Por el lado de los conservadores, la situación no era mejor pues, al tradicional partido Demócrata, le había llegado la hora de las divisiones, iniciada a raíz de las diferentes actitudes adoptadas por sus dirigentes, con motivo de la llamada presidencial a la paz y a la concordia, que se había profundizado, a raíz del abstencionismo electoral sostenida por muchos de ellos.

En su momento, el partido Autonomista decidió concurrir a los comicios, entendiendo que no podía estar ausente, cualquiera fuesen las condiciones de hecho:

La experiencia en el orden nacional y provincial -decía el manifiesto-, ha demostrado que la no concurrencia y la falta de espíritu de lucha, trae dispersión partidaria, y el abandono del comicio importa renunciar al único camino legal en la recuperación de las libertades e instituciones democráticas, dejando libre el camino al adversario”.

Recordaba también que el partido, en la provincia, cuando estuvo en la oposición, jamás desertó, logrando con ello su supervivencia y recuperación del Gobierno.

La Convención que así lo resolvió, estuvo presidida por Galileo Mancini, acompañándolo, como vicepresidente, el doctor Pedro G. de la Fuente. Se manifestó a favor de la candidatura del doctor Antonio Santamarina para vicepresidente de la nación. En la oportunidad, fueron consagrados los demás candidatos a sostener por la agrupación(2).

(2) Diario “La Nación”, (Buenos Aires), ediciones del 1 al 8 de Marzo de 1954. Para senador nacional, Galileo Mancini; para diputados nacionales, Alejandrino Maidana, Antonio Elías Tortorella y Gabriel Feris; para diputados provinciales, Elías Abad, doctor Pedro G. de la Fuente, Juan Romero, Daniel J. Gómez, Paulino Ledesma, Rogelio Casco, Antonio M. Cabral, Marcial Ezcurra, Salvador Di Tomaso, Armando Mango y Dalmiro Araujo. Para senadores provinciales, Miguel Montenegro, Rodolfo Refojos, J. Alfredo De Cario, María Angélica Enríquez de López, Teófilo Martelotte, Salvador Sánchez Negrette y Augusto Galarza. // Citado por Ricardo J. G. Harvey. “Historia Política Contemporánea (1949 - 1955). Ed. Moglia Ediciones, Corrientes.

Días después, se consagraba la Junta de Gobierno del partido Demócrata en Corrientes (Autonomismo), bajo la presidencia de Elías Abad(3).

(3) Diario “La Nación”, (Buenos Aires), edición del 8 de Marzo de 1954. Acompañaban a Abad, como vicepresidentes, el doctor Pedro G. de la Fuente y Walberto F. Acosta; como secretarios, Arturo Goñalons y doctor Mauricio Open. Tesorero, Fernando Miranda Gallino; y, protesorero, Gabriel Feris. // Citado por Ricardo J. G. Harvey. “Historia Política Contemporánea (1949 - 1955). Ed. Moglia Ediciones, Corrientes.

La Convención Nacional convocada para elegir candidato a la vicepresidencia, no pudo cumplir su cometido pues, al retirarse los delegados de algunas provincias, debió continuar sin el quorum reglamentario. Los delegados de Corrientes, doctores De la Fuente y Lino Luis Sarmiento, sostuvieron la necesidad de dar a conocer un manifiesto, fijando la posición de los distritos concurrencistas, el que no pudo aprobarse, por la situación irregular de la convención. Se manifestaron como concurrencistas, los distritos de Buenos Aires, Corrientes, San Juan, Tucumán, Catamarca, Capital Federal y San Luis.

Finalmente, fue elegido candidato, por aclamación de los presentes, Benito de Miguel, y los convencionales que se negaron a dar quorum formaron una comisión, presidida por Carlos Aguinaga, de Mendoza, decidida a impugnar la candidatura y sostener la abstención electoral. La Junta Electoral Nacional confirmó el candidato propuesto, en un fallo que fue motivo de serias objeciones(4).

(4) Diario “La Nación”, (Buenos Aires), ediciones del 8 al 10 de Marzo de 1954 y del 1 al 12 de Abril de 1954. // Citado por Ricardo J. G. Harvey. “Historia Política Contemporánea (1949 - 1955). Ed. Moglia Ediciones, Corrientes.

Pocos meses después de terminado el proceso electoral, comenzaron a tenderse líneas en busca de la unidad partidaria. Reunido el Comité Nacional, con la presidencia del doctor Felipe Yofre, sus integrantes hicieron constar el propósito de seguir intentando la unidad de las fuerzas conservadoras y, en tal sentido, algunos distritos hicieron conocer iguales aspiraciones, pese a lo cual, el Movimiento Demócrata Autonomista, de Córdoba, decidió su desvinculación, señalando las contradicciones existentes.

Los grupos “abstencionistas’’, entre los que se destacaban los dirigentes Carlos Aguinaga, Rodolfo Vischi y Emilio Joffré, de Mendoza, y Aguirre Cámara, de Córdoba, dieron a conocer una extensa declaración en la que señalan que la agrupación vive una honda crisis interna, que es consecuencia de la conducta de determinado número de dirigentes, empeñados en debilitar la posición opositora y torcer, en consecuencia, la línea trazada por los altos organismos partidarios, recordando, en la emergencia, las gestiones de pacificación nacional y el juicio negativo acerca de ellas, por cuanto no se ofrecían las condiciones indispensables para lograr ese objetivo.

Recordaba que, con la concurrencia a los comicios del 25 de Abril, se rompió el Pacto demócrata; asimismo, acusaba a los concurrencistas del fracaso de la unidad sobre la base de la presidencia del doctor Rodolfo Corominas Segura, en el mes de Julio, y el rechazo de un arbitraje, para dar solución a la diferencia. Terminaban reafirmando la posición abstencionista, como único medio para mantener la unión de los demócratas, la conservación de sus principios y su valor como reserva.

Por su parte, el presidente de la Junta Reorganizadora (concurrencista), doctor Felipe Yofre, realizaba giras por varias provincias con miras a obtener apoyo en favor de la unidad partidaria. Señalaba en la oportunidad que, habiendo fracasado estas gestiones a través de caracterizados dirigentes políticos, consideraba conveniente cambiar los métodos de trabajo, visitando a los principales distritos, para lograr una solución.

Expresaba que en la mayoría de las provincias visitadas había encontrado un vivo anhelo de unidad, y la necesidad de que, previamente, debe terminarse la reorganización, para hablar después de las candidaturas:

La crisis no podrá ser superada, sin un contacto directo de los hombres, sin el respeto a las autonomías de los distritos, el funcionamiento del comité y la convención nacional y el fiel cumplimiento de la Carta Orgánica”, terminaba diciendo.

Pese a todos los intentos, la unidad partidaria no pudo conseguirse en ese año de 1954. Los “abstencionistas” se reunieron en asamblea en la provincia de Córdoba, que habría contado con la representación de diez distritos, en cuya oportunidad se ratificó la posición política y se constituyó una junta consultiva y un comité ejecutivo, integrado por Carlos E. Aguinaga, José Aguirre Cámara, Conrado Etchebarne y Oscar Rebaudi Basavilbaso(5).

(5) Diario “La Nación”, (Buenos Aires), edición del 24 de Noviembre de 1954. La Junta Consultiva estaba integrada por los mismos integrantes del Comité Ejecutivo, agregándose los nombres de Adelmo Montenegro, Horacio de la Reta, Diego Mario Sánchez Galástegui, Juan Verdaguer, Gastón Lacaze, José Abel Versura y Luis Fernando Acuña. // Citado por Ricardo J. G. Harvey. “Historia Política Contemporánea (1949 - 1955). Ed. Moglia Ediciones, Corrientes.

Por su parte, la fracción “concurrencista” reunía al Comité Nacional bajo la presidencia del doctor Felipe Yofre, con las secretarías de los doctores Pedro G. de la Fuente y Omar Lima Quintana. Se fijó el día 30 de Abril, del año entrante (1955), como plazo para la reorganización del partido, constituyéndose la Junta Reorganizadora Nacional, con la presidencia del doctor Yofre y la vicepresidencia de Elías Abad(6).

(6) Diario “La Nación”, (Buenos Aires), ediciones del 15 y 16 de Diciembre de 1954. La Junta Reorganizadora Nacional se integraba, además, con los vocales, Horacio Honorio Basualdo, Omar Lima Quintana, Mario Columbres Garmendia y Eduardo Tello Cornejo. Se nombraron comisiones de: Asuntos Políticos, integrada por Reynaldo A. Pastor, Adolfo Mugica, Mario Basualdo, Omar Lima Quintana y Juan V. Ocampo; para Asuntos Internos, Hugo R. Lima, Pedro Fagalde, Pedro G. de la Fuente, Horacio A. Espil y Marcelo Clement. // Citado por Ricardo J. G. Harvey. “Historia Política Contemporánea (1949 - 1955). Ed. Moglia Ediciones, Corrientes.

Se convocó, asimismo, la Convención Nacional para Julio del año entrante. Estuvieron representados los distritos de Buenos Aires, Capital Federal, Catamarca, Corrientes, Salta, San Juan, San Luis y Tucumán, recibiéndose la adhesión de Santiago del Estero.

Evidentemente, los acontecimientos que fueron produciéndose los últimos meses de 1954 van a distraer la atención de los problemas internos de los partidos, para centrarse en la gravedad de los conflictos suscitados por el Poder Ejecutivo Nacional, respecto de la Iglesia Católica.

- Sensibles pérdidas políticas

En el mes de Agosto de 1954, se producía el deceso del ex senador provincial, Emilio L. Monzón, quien provenía del radicalismo, pero se había volcado al apoyo de la nueva corriente nacional.

También en este año, fallecía el senador nacional, general Juan Filomeno Velazco, militar que había tenido gravitación en la ascendente carrera del general Juan Domingo Perón, siendo nombrado Jefe de Policía de la Capital Federal; posteriormente, interventor federal de Corrientes; gobernador constitucional de la misma provincia y, finalmente, senador nacional.

Información adicional