El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

 

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

La gestión del doctor Uriburu

El interventor David Uriburu no se consideró obligado a renunciar -tras los avatares registrados a nivel nacional- junto a los demás dirigentes del nacionalismo argentino que, por otra parte, no todos se habían alejado de la función pública.

Continuó una activa labor al frente del Gobierno Provincial, ordenando algunas investigaciones como el caso del pavimento de Goya y la anulación de algunas ordenanzas municipales de la Ciudad de Corrientes, aprovechando la circunstancia para formular -en los considerandos del decreto- apreciaciones sobre la política correntina, diciendo que “la provincia de Corrientes conoció, más que ninguna otra posiblemente, el amargor de una vida política huérfana de todo auténtico ideal nacional y de toda posibilidad de dignidad y grandeza verdaderas” y que “la lucha de facciones polarizó durante décadas enteras la atención de su esforzado pueblo que, desorientado y falto de conducción, fue desarraigado en la fe hacia los grandes destinos nacionales y esterilizados en los pequeños e indignos menesteres de una política turbia y electorera(1).

(1) Diario “El Liberal”, (Corrientes), edición del 26 de Julio de 1944. El decreto, refrendado por el ministro de Gobierno, lleva el Nro. 587-H y se refiere a la nulidad de la ordenanza adjudicando a la firma Nicoletti Hnos. la ampliación y modernización del Mercado Central. El diario “El Noticioso”, (Corrientes), en su edición del 27 de Julio de 1944 aplaudió la medida adoptada, por coincidir con los reclamos hechos por este órgano, formulados en su oportunidad. // Citado por Ricardo J. G. Harvey. “Historia Política Contemporánea de Corrientes (del doctor Juan Francisco Torrent al doctor Blas Benjamín de la Vega. 1936-1946)” (1997). Ed. EUDENE (Editorial Universitaria de la Universidad Nacional del Nordeste), Corrientes.

Otras medidas significativas resultaron la expropiación de las usinas de suministro de energía eléctrica existentes en la provincia, la mejoría de la situación del magisterio provincial, de tal manera que los nuevos sueldos colocaban a Corrientes a la cabeza de sus hermanas en esta materia, según lo afirmaban los comunicados de prensa.

Adquiere el Teatro “Juan de Vera”, en pago de la deuda que la municipalidad tenía con la provincia y se crea la Junta Antiaérea Pasiva, poniendo a su frente al mayor (R) José Manuel Ezcurra.

El primer aniversario del movimiento del 4 de Junio dio lugar a un acto en la plaza “25 de Mayo” donde, luego de escucharse la palabra del presidente de la nación por la red de altavoces e inaugurarse un mástil, con la nueva marcha militar “4 de Junio”, el doctor Uriburu pronunció su discurso lleno de invectivas contra el régimen depuesto:

La reconquista de la patria iniciada el 4 de Junio no ha terminado todavía y debemos considerarnos en guerra contra las finanzas internacionales servidas por la fuerza de la antipatria que espera agazapada la oportunidad de vengar la derrota.
Ese régimen -siguió diciendo- que vivió en la ignominia y cayó con cobardía ante la presencia de las armas de la nación, que una vez más salieron de sus cuarteles para salvarla, espera aleve para reconquistar la pitanza”.

Y hacía luego una recordación del movimiento del 6 de Septiembre de 1930, que ligaba al de Junio de 1943 diciendo que “hace ya tres lustros, imberbes cadetes empujaron con sus bayonetas la turbamulta que en adoración de su caudillo cesánico convirtió la República en un grotesco candombe.
A ese relámpago glorioso lo apagó la oligarquía conservadora y asistimos entonces al escamoteo de la revolución, a la sustitución de la desenfrenada demagogia por una mañosa oligarquía” y luego de expresar que “ya había nacido una nueva conciencia con el mandato imperativo de aventar ese mundo deletéreo alimentado de doctrina liberal que había creado una manera de encarar la vida y de sentir la patria con cobardía, mezquindad y sensualidad sanchezca”, para terminar su discurso ratificando su juramento de cumplir dignamente su función, lo que significaba que “no habría de permitir la existencia de banderías o antagonismos partidarios” en ella.

En consonancia con su posición disponía se cambiara el nombre de la calle “Héroes Civiles” por la de “Leopoldo Lugones”, considerando que este poeta -por su profunda obra e inspiración genial- había sido uno de los fundadores del espíritu alentador del movimiento juniano(2) y a la Avenida “Tres de Abril” -desde Córdoba hacia el Este- por “Avenida 4 de Junio”(3).

(2) El interventor no tenía en cuenta la última voluntad del poeta, expresada en nota dirigida al juez momentos antes de suicidarse en 1938: “Prohibo que se dé mi nombre a ningún sitio público”. Conf: Abel Posse. “Lugones en el País de los Poetas Muertos”, en el diario “La Nación”, (Buenos Aires), edición del 15 de Febrero de 1998 - Sección “Cultura”, pp. 1/2.
(3) Diario “El Noticioso”, (Corrientes), edición del 6 de Abril de 1944.
// Todo citado por Ricardo J. G. Harvey. “Historia Política Contemporánea de Corrientes (del doctor Juan Francisco Torrent al doctor Blas Benjamín de la Vega. 1936-1946)” (1997). Ed. EUDENE (Editorial Universitaria de la Universidad Nacional del Nordeste), Corrientes.

La visita del presidente de la nación, general Edelmiro Julián Farrell, en los primeros días de Agosto, motivó el jubiloso recibimiento del pueblo de la capital correntina, realizándose con tal motivo una serie de actos cívicos, deportivos y folklóricos, que despertaron cálidas demostraciones de aprecio, especialmente cuando se colocó la Banda de Generala a la Virgen de La Merced.

El doctor Uriburu aprovechó la presencia del general Farrell para llamarlo “portaestandarte de la nueva conciencia argentina” y para seguir con su prédica en contra del régimen depuesto, expresando que “fue necesaria la revolución para cesar la zarabanda de la coima, el peculado y la traición” e insistir más adelante en que “la voz profética de nuestro poeta máximo", Leopoldo Lugones, anunció que había llegado “la hora de la espada” y que “su profecía se había cumplido”.

Este mismo espíritu se puso de manifiesto con la celebración, un mes después, de la Fiesta del Azahar, con el acto central de elección de la reina de la fiesta entre las bellas representantes de todos los departamentos del Interior provincial, que culminó en el recientemente construido “Teatro Griego” en la Avenida Costanera de la Ciudad de Corrientes.

La noticia de la liberación de París por parte de los aliados no produjo demasiado alegría en los sectores gubernativos, por lo que las manifestaciones de júbilo se concretaron a actitudes de núcleos circunscriptos, dada la oposición policial a realizar actos públicos celebratorios(4).

(4) Se recuerda que en la oportunidad, María Esther Andreau de Billinghurst abrió sus salones de la calle 9 de Julio de la Ciudad de Corrientes, invitando a sus amigos a brindar con una copa de champagne, mientras que en oportunidad de celebrarse el primer aniversario de la fundación de la Asociación Correntina de Cultura Inglesa, presidida por el doctor Diomedes C. Rojas, cerró el acto con palabras referidas a la liberación de la “Ciudad Luz” el doctor Juan J. Ortiz. En la cabecera de la mesa se sentaban los doctores Miguel Sussini, Eudoro Vargas Gómez, Pedro Numa Soto, Julio A. Vanasco, Mariano Gómez y Blas Benjamín de la Vega y el señor Elías Abad. La oportunidad fue propicia para reunir prácticamente a los representantes más conspicuos del espectro político correntino que, ya para entonces, comenzaban a manifestarse, si no definidamente en contra de la revolución, al menos en disconformidad con los hombres que ella había enviado a Corrientes. Diario “La Mañana”, (Corrientes), ediciones del 7 y 10 de Septiembre de 1944. // Citado por Ricardo J. G. Harvey. “Historia Política Contemporánea de Corrientes (del doctor Juan Francisco Torrent al doctor Blas Benjamín de la Vega. 1936-1946)” (1997). Ed. EUDENE (Editorial Universitaria de la Universidad Nacional del Nordeste), Corrientes.

La gestión del doctor Uriburu parecía destinada a prolongarse por varios años -como lo había anunciado su ministro- y en consecuencia de ello dio impulso a su accionar. Por ausencia de su titular, designó comisionado interventor en la municipalidad de la ciudad capital a Julio M. Molina, administrador del semanario “Nuevo Orden” -de la Ciudad de Buenos Aires- y secretario del Instituto de Investigaciones Históricas “Juan Manuel de Rosas”, ambos de definida tendencia nacionalista.

Se autorizaron fondos para la realización de trabajos viales, inspeccionando personalmente algunas de ellas; dictó un decreto implantando la enseñanza religiosa en las escuelas de la provincia, de acuerdo con la respectiva norma nacional en igual sentido y, poco después, se la hizo extensiva a las escuelas nocturnas de adultos.

La falta de nafta se hacía sentir en todo el país y Corrientes veía paralizados sus transportes públicos y, para coordinar el accionar de su Gobierno, convocaba a una reunión de comisionados municipales del Interior los que, al termino de las deliberaciones, le brindaron un homenaje -extendido a sus ministros-, siendo ofrecida la demostración por el titular de Goya, Santiago Ballejos (h), quien expresó que “estaba traduciendo el mensaje afectuoso sobre los pueblos correntinos identificados con la revolución que tenía en el homenajeado y sus colaboradores los más fieles cumplidores de sus postulados argentinos” y hablaba allí de una “nueva Argentina”, expresión que comienza a ser usada frecuentemente en los discursos oficiales(5).

(5) Diario “El Noticioso”, (Corrientes), ediciones del 3 de Junio y l de Julio de 1944; y diario “La Prensa”, (Buenos Aires), ediciones del 15 y 17 de Septiembre de 1944. // Citado por Ricardo J. G. Harvey. “Historia Política Contemporánea de Corrientes (del doctor Juan Francisco Torrent al doctor Blas Benjamín de la Vega. 1936-1946)” (1997). Ed. EUDENE (Editorial Universitaria de la Universidad Nacional del Nordeste), Corrientes.

Las declaraciones nacionales referidas a la eliminación de la censura y la declaración de la libertad de prensa(6), no impiden se aperciba al diario “Nueva Epoca” por un editorial referido a la revuelta del 4 de Junio; la suspensión del semanario “Defensa”, de la Ciudad de Goya, por un artículo referido a discursos pronunciados por el interventor y el comisionado municipal de esa ciudad; se prohibe la aparición del semanario “Proa” por cuatro semanas, por un artículo referido a la situación social de los hijos extramatrimoniales, a los que menciona como “parias de la sociedad humana”; por igual término se suspende al diario “La Opinión”, de Curuzú Cuatiá, por una nota que presuntamente afectaba a un funcionario público, “divorciándose, con su actitud, del principio básico de la prensa cuya finalidad es informar, ilustrar y orientar... y colaborar con el Gobierno a condición de que recojan los reclamos y anhelos populares con un estricto espíritu de justicia”, mientras que por otro lado se creaba el “Semanario Oficial de la Provincia” para hacer llegar a todas las localidades del Interior, donde no llega el periodismo o no se difunde lo suficiente, las informaciones del Gobierno de la Intervención(7).

(6) Diario “La Prensa”, (Buenos Aires), edición del 10 de Agosto de 1944; diario “La Mañana”, (Corrientes), ediciones del 27 de Julio y 10 de Agosto de 1944.
(7) Diario “La Mañana”, (Corrientes), edición del 7 de Junio de 1944; diario “El Liberal”, (Corrientes), ediciones del 6 y 7 de Junio y 26 de Julio de 1944.
// Todo citado por Ricardo J. G. Harvey. “Historia Política Contemporánea de Corrientes (del doctor Juan Francisco Torrent al doctor Blas Benjamín de la Vega. 1936-1946)” (1997). Ed. EUDENE (Editorial Universitaria de la Universidad Nacional del Nordeste), Corrientes.

Por otro lado, la Intervención iba eliminando sin prisa y sin pausa a aquellos funcionarios que no manifestaban claramente su adhesión a los principios por ella sostenidos(8) y designaba a otros que parecían sentirse identificados con la nueva conciencia en marcha(9).

(8) Se declaraba cesantes a los doctores Tomás Korimblun y José Méndez, de filiación autonomista, a lo que se unía su condición de judíos; a varios funcionarios policiales del mismo origen político, como Miguel Sabao Garrido, Armando R. Godoy, Juan Federico Villalba y otros; y se veía precisado a renunciar Carlos A. Márquez como administrador del Matadero Municipal. Diario “La Mañana”, (Corrientes), edición del 15 de Junio de 1944; diario “El Liberal”, (Corrientes), edición del 8 de Septiembre de 1944; y diario “El Noticioso”, (Corrientes), edición del 28 de Octubre de 1944.
(9) Se designó subsecretarios a Augusto Carlos Torino -en Gobierno- y a Horacio Noboa Zumárraga, en Hacienda; a Vicente A. Iturriaga Gabancho como Jefe de la Oficina de Prensa; a Eduardo J. Marín y al doctor Carlos Correa Avila, como director de Contralor Comercial y Abastecimientos y director del Instituto Técnico de Investigación y Orientación Económica, respectivamente; al doctor Nicandro M. Paiva, como delegado de la Secretaría de Trabajo y Previsión Social; a Julio Martín Molina, en reemplazo del doctor Guillermo Rojas Silveyra, quien renunció; a Narciso Cardeazábal como Secretario Privado, en reemplazo de César A. Orozco, quien renunció; a F. Daniel Mendiondo como director de Economía Agropecuaria; al doctor Valentín Bergamini, como director de Salubridad de la provincia; el ingeniero Alfredo S. Serantes y a Raúl M. Requena, como presidente y secretario, respectivamente, de Vialidad Provincial; a José E. Movad, como secretario privado del ministro de Hacienda; etc. Diario “El Noticioso”, (Corrientes), ediciones del 3 y 8 de Agosto; del 21 de Septiembre; y del 5 de Octubre de 1944; diario “La Mañana”, (Corrientes), ediciones del 3 de Agosto; 19 de Septiembre, y 22 y 24 de Noviembre de 1944; diario “La Prensa”, (Buenos Aires), ediciones del 6 de Agosto y 15 de Septiembre de 1944.
// Todo citado por Ricardo J. G. Harvey. “Historia Política Contemporánea de Corrientes (del doctor Juan Francisco Torrent al doctor Blas Benjamín de la Vega. 1936-1946)” (1997). Ed. EUDENE (Editorial Universitaria de la Universidad Nacional del Nordeste), Corrientes.

El Colegio Nacional de Corrientes celebró por esos días sus Bodas de Diamante, dando lugar a varios actos en los que la sociedad correntina se hizo presente, especialmente muchísimos de sus ex alumnos, diseminados en diversos lugares del país y la provincia(10).

(10) Pronunciaron sendos discursos, los doctores Ulises Alvarez Hayes, David Speroni, Pedro G. de la Fuente, Mamerto Acuña, Vicente Fidel López, Blas Benjamín de la Vega y Antonio F. Ramayón y el señor Pedro Telmo Grabre. Con estos actos, terminaba su gestión -al frente del Colegio Nacional- su rector, el doctor Carlos J. Benítez, designándose en su reemplazo al doctor Armando Meabe. Diario “El Liberal”, (Corrientes), ediciones del 2 de Agosto y 18 de Septiembre de 1944; diario “La Mañana”, (Corrientes), ediciones del 3 y 5 de Agosto de 1944; diario “La Prensa”, (Buenos Aires), edición del 3 de Agosto de 1944. En esa oportunidad, y entre tantos festejos, los alumnos de 4to. y 5to. años del Colegio realizaron una exhibición de rugby, deporte hasta entonces no era practicado en Corrientes. Diario “El Noticioso”, (Corrientes), edición del 19 de Agosto de 1944. // Citado por Ricardo J. G. Harvey. “Historia Política Contemporánea de Corrientes (del doctor Juan Francisco Torrent al doctor Blas Benjamín de la Vega. 1936-1946)” (1997). Ed. EUDENE (Editorial Universitaria de la Universidad Nacional del Nordeste), Corrientes.

Información adicional