El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

 

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

Efemérides del Departamento Mburucuyá

Mediados del siglo XVIII: Los orígenes de Mburucuyá se remontan a principios del siglo XVIII, cuando el Cabildo de Corrientes estableció un presidio destinado a contener los avances de los indígenas misioneros que realizaban incursiones en la jurisdicción correntina. El vecindario que allí se agrupó, levantó una modesta capilla, que puso bajo la advocación de San Antonio, en tierras de un tal José Maidana. El lugar donde se fundó Mburucuyá fue un vecindario que comenzó a nuclearse a mediados de este siglo. Para la atención espiritual de los pobladores, se fundó la citada capilla. Esa capilla fue luego elevada a viceparroquia, dependiente de la parroquia de San José de las Lagunas Saladas.

1752: El alcalde de primer voto de Corrientes fue encargado por el Cabildo de establecer escuelas en los pagos de Caá Catí, Zapallos y Mburucuyá.

1769: El primer juez comisionado de Mburucuyá fue Lorenzo Fernández, nombrado en 1769 por el Cabildo de Corrientes.

1787: Cuando Félix de Azara pasó por Mburucuyá, en 1787, apuntó la presencia de ochenta y tres familias en la zona.

1796: Queda terminada la primera iglesia de Mburucuyá.

1831: Es construido un nuevo templo. La iglesia parroquial actual está -en parte-, levantada sobre la de 1831. A principios del siglo XIX, San Antonio de Mburucuyá ejercía la función de enlace entre vecindarios más importantes, como Caá Catí y Saladas.

22 de Marzo de 1832: Pobladores de tierras de la zona de Mburucuyá, solicitan al gobernador Pedro Ferré, tramite la instalación de un curato en la población, como así también piden límites estables para su consolidación política.

15 de Agosto de 1832: Creación del curato y parroquia de Mburucuyá. En la fecha, el gobernador de la Provincia, Pedro Ferré, dispuso la creación y delineamiento de la parroquia de San Antonio de Mburucuyá, separándola de la de Caá Catí y Saladas. Así, el gobernador Ferré erigió en curato y parroquia la capilla de San Antonio de Mburucuyá, determinándose, así, los límites que serán del Departamento. Al acto de demarcación de la nueva parroquia asistieron el cura excusador de la parroquia de Caá Catí, presbítero Norberto Antonio Geneiro, y el maestro José Luis Cabral, cura, en comisión, de la de San José de las Saladas. El documento decía: “Por la parte de Caá Catí, la casa del finado Felipe Santiago Monzón, que se halla sobre la costa de San Antonio, rumbo recto al Oratorio del doctor Juan Francisco Cabral, en la costa del Santa Lucía, quedando éste, y todo lo que a él pertenezca, a la parroquia de Caá Catí; y, aquélla, del mismo modo, a esta nuevamente erigida, con todo el vecindario que quede del rumbo citado a este lado, y hacia la parte de Saladas, la Laguna de Mañero, siguiendo su desagüe al Arroyo o Cañada de Córdova, y el de éste hasta Santa Lucía. Y hacia la parte de San Lorenzo, la laguna que se halla enfrente de la casa de Hermenegildo Paniagua, siguiendo su desagüe hasta el mencionado río San Lorenzo, quedando la casa de Paniagua perteneciente a esta parroquia”.

3 de Diciembre de 1832: El agrimensor general de la Provincia, Santiago Achinelli, comunica al gobernador de la Provincia, Pedro J. Ferré, la tarea encomendada por éste, el 9 . XI . 1832, para el deslinde y demarcación de la jurisdicción de la parroquia de San Antonio de Mburucuyá. Achinelli señala que se “situó en este punto del Oratorio, en la costa del Santa Lucía, perteneciente a Juan Francisco Cabral, quedando éste de mojón, con la advertencia que queda perteneciente a la parroquia de Caá Catí, con todo lo que pertenezca a dicho señor, menos los pobladores que a éste no pertenezcan y pueblos el terreno que cae al Sur del mojón, perteneciente al ya indicado señor; y de éste, tomando rumbo al Oeste, veinticinco grados al Norte, fui a dar a la casa del finado Felipe Sánchez Monzón, en la costa del San Lorenzo, quedando de linderos, a la parte de San Antonio -en distancia de una cuerda-, quedó la isla que llaman Ñapindá, a la parte de Caá Catí, la casa de Vicente Fernández; al lado de San Antonio, la de Sixto Sarjas, que ambas están una enfrente de otra.

“Igualmente, queda de dicha banda la de Pablo Alvarenga, en distancia de ciento cincuenta varas, poco más o menos, y, enseguida, la casa del referido Monzón, quedando ésta de mojón y perteneciente al curato de San Antonio de Mburucuyá, según se deja ver en la erección.

“Y para que en todo tiempo pueda conocerse dicho paraje, queda al Sur de dicha casa, en distancia de quinientas a seiscientas varas, un pasito que es el desagüe de una cañada grande, que por ser muy conocido lo anoto por diligencia”.

Al practicar el deslinde, “hacia la parte de Saladas, dando principio, en la costa del San Lorenzo, desde la laguna que se halla enfrente de la casa de Hermenegildo Paniagua, y ésta sigue su desagüe al ya mencionado río San Lorenzo, y de ésta, tomando rumbo desde la misma punta, que es enfrente del galpón del ya referido Paniagua a la punta de la laguna Mañero, es al Sur cinco grados al Este, punta de aujón corriente, que habrá de distancia de una y otra laguna en cuarto de legua poco más o menos, adviniendo que en la costa del San Lorenzo quedan, en los linderos, hacia el lado de la villa de Saladas, la casa de Isidro Arias, y, al lado de San Antonio, Manuel Sánchez; enseguida quedan -de esta misma banda-, Paniagua, y hacia el lado de Saladas, Luis Avalos, y siguiendo el curso del estero y arroyo que forma la laguna Mañero, quedan de linderos, al lado de Saladas, Pedro Antonio Valenzuela, y, al lado de San Antonio, el puesto o estanzuela de Joaquín Chappo; enseguida, al lado de San Antonio, en el mismo lindero, la casa de Pascual Aguirre, a la parte de Saladas; los Córdova, al lado del mismo arroyo, y, de este punto, se dirige a los esteros del Santa Lucía, donde desagua, advirtiendo que, en su curso, forman muchas ensenadas grandes”.

24 de Enero de 1837: El Poder Ejecutivo Provincial aprueba la creación de los Juzgados de las poblaciones de Yaguareté Cora (hoy Concepción), y de Mburucuyá. Se basa la determinación en el marcado progreso de ambas poblaciones.

19 de Junio de 1867: Bendición de la iglesia de Mburucuyá. Se procedió a la bendición y habilitación del nuevo templo de Mburucuyá, puesto bajo la advocación de San Antonio de Padua.

11 de Agosto de 1869: Escuelas en Mburucuyá. Se crearon tres escuelas. Una de varones y otra de niñas, en la sección “Portillo”; y otra de varones, en “Manantiales’’. Todas comprendidas dentro de la jurisdicción del Departamento Mburucuyá.

20 de Enero de 1891: Fue ordenada, por Decreto del P. E., la delineación del pueblo de Mburucuyá y sus ejidos, tarea que fue realizada por el Departamento Topográfico de la Provincia, operación que será efectuada en Mayo de 1895 por el agrimensor Zacarías Sánchez, deslindándose, definitivamente, sus manzanas y ejidos.

5 de Agosto de 1898: El gobernador de la Provincia, Juan Esteban Martínez, aprueba las operaciones de mensura de los ejidos de Mburucuyá, practicada por el agrimensor Zacarías Sánchez, datos con los cuales se fijan límites al citado municipio.

9 de Abril de 1905: Telégrafo de Mburucuyá - Concepción. En un día domingo, se inauguró la línea telegráfica entre ambas localidades.

Mayo de 1917: En la Administración del gobernador de la Provincia, Mariano Indalecio Loza, se establece un Cuadro comparativo de la subdivisión en Departamentos y Secciones de la Provincia de Corrientes, límites interdepartamentales e interseccionales (aprobado por Decreto gubernativo del 7 . III . 1917 y publicado en el Boletín Oficial Nº 1502, del 24 . V . 1917):

“Departamento Mburucuyá - Límites departamentales:

“Norte: Esteros del San Lorenzo, límites Sur y Este de la propiedad suc. de Gamarra y estero Longaniza;

“Este: Estero Longaniza, límites Este y Sur de la propiedad Dagoberto de Bianchetti, límite Este de la propiedad Beatriz Benítez y Norte de la de J. P. Cremonte, cañada Zapallo, límite Este de la propiedad de Emilio Pont y Norte y Este de la de Ramón Durán Cardozo;

“Sur: Esteros del Santa Lucía;

“Oeste: Límite Sudoeste de la propiedad suc. Juan Fernández, José E. Luque, límite Norte de las propiedades de Fructuosa de Rodríguez y de los Galarza, límite Oeste de la de Pedro Galarza;

“1ra. a 3ra. Sección: El Departamento está dividido en tres Secciones, formando todas las propiedades al Sur de las cañadas Fragosa y Zapallo la 3ra. Sección.

“La parte Norte de esta línea divisoria natural, comprende la 1ra. y 2da. Sección, cuya línea divisoria es límite Este de los ejidos de Mburucuyá, siendo la 1ra. Sección la parte Oeste con los ejidos del pueblo y la 2da. Sección la parte Este de aquella línea divisoria”.

27 de Septiembre de 1920: El Senado y la Cámara de Diputados de la Provincia sancionan la Ley Nº 315 en la que reconocen como comisión municipal electiva -entre otros-, al pueblo de Mburucuyá.

Agosto de 1935: En la Administración del gobernador de la Provincia, Pedro Numa Soto, se determina la jurisdicción territorial de la Provincia y los límites generales de sus Departamentos, entre ellos Mburucuyá. El Decreto fue refrendado por el vicegobernador, Pedro Resoagli, en ejercicio del Poder Ejecutivo, y publicado en el Boletín Nº 6795, del 31 . VIII . 1935.

“Departamento Mburucuyá: Tiene los siguientes límites generales:

“Norte: La línea, iniciándose en el mojón N. O. de la propiedad de Juan Hernández, en el estero San Lorenzo (en que termina el Departamento Saladas), sigue por este estero, hasta el mojón N. E. de la propiedad de Margarita Z. de Jara, de donde continúa por el límite Norte de las propiedades de los herederos de G. González, Fabián Carballo, Fulgencio Maidana, Juan del Carmen Niz, José H. González, Juana S. de Castillo, herederos de Sebastián Sánchez y Delfín Giménez hasta el estero Longaniza, por el cual continúa hasta el mojón N. E. de la propiedad de Dagoberto de Bianchetti;

“Este: Desde el mojón N. E. de la propiedad de Dagoberto de Bianchetti, en el estero Longaniza, la línea sigue el límite Oriental y Sud de esta propiedad, y el límite Este de la de Beatriz Benítez; la isla “Don Felipe”, en el estero del mismo nombre; línea Norte de la propiedad de J. P. Cremonte; Este de la de Saturnino Gandía; cañada Zapallo, límite Este de la propiedad de Antonio Pont, Norte de las de Tomás Soloaga, Ramón Durán Cardozo, M. C. de López y Ramón Durán Cardozo, cuyo deslinde oriental sigue hasta los esteros del Santa Lucía;

“Sud: De la proyección del deslinde oriental de la propiedad de Ramón Durán Cardozo, en los esteros del Santa Lucía, la línea Sud continúa por estos esteros (que sirven de límite con el Departamento Concepción) hasta el punto en que da en ellos la prolongación recta del límite Oeste de la propiedad de Pedro S. Galarza;

“Oeste: Desde los esteros del Santa Lucía, la línea sigue el límite Oeste de la propiedad de Pedro S. Galarza, hace ángulo recto por el deslinde Nordeste de las propiedades de Pedro S. Galarza, Manuel Acuña, Vicente Galarza, Justo Galarza, Félix T. Galarza, Fructuosa G. de Rodríguez y la de Sinforoso Gómez y Juan González, hasta que en ésta cae el límite Oeste de la de José E. Luque; continúa por este límite Oeste y el de la propiedad de los sucesores de Juan Hernández hasta el estero San Lorenzo, de la línea Norte departamental”.

Septiembre de 1991: El Dr. Troels Myndel Pedersen y su esposa, Nina Johanne Sinding, donaron a la Administración de Parques Nacionales, las 17.680 hectáreas que actualmente constituyen el Parque Nacional Mburucuyá. La donación fue aceptada formalmente mediante la Resolución 002/92 de la A. P. N. Con fecha 20 de Junio de 1995, se cedió la jurisdicción del área al Estado Nacional por Ley Provincial Nº 4930, la que fue ratificada por la Ley Provincial Nº 5194, el 8 de Julio de 1997. La relación de los daneses con estas tierras se inicia en el año 1928 cuando el padre del Dr. Pedersen, Nils Peter Pedersen, llega a la zona de Palmar Grande y adquiere las tierras de la Estancia Santa Teresa. Troels Myndel Pedersen se estableció en los campos adquiridos por su padre y comenzó a realizar estudios de la flora del lugar y de la zona. Pedersen siempre se preocupó de mantener en buen estado los ambientes naturales dentro de su propiedad y, a pesar de tratarse de un establecimiento agropecuario, los campos soportaban pocas cabezas de ganado, los cultivos eran escasos, no se modificaron los bosques nativos ni los bellos palmares, y se preocupaba de no realizar ni permitir la caza de la fauna silvestre.

29 de Noviembre de 1994: El Senado y la Cámara de Diputados de la Provincia sancionan la Ley Nº 4892, que establece la jurisdicción territorial de varias Municipalidades, entre ellas la de Mburucuyá, que se extiende a la totalidad del territorio de su respectivo Departamento.

Información adicional