El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

Fin de la Intervención en Catamarca

Sólo en Enero de 1868 pudo el general Taboada trasladarse a Catamarca para cumplir la ley de Intervención. Sus apreciaciones sobre la Legislatura derrocada el 2 de Julio de 1866 disintieron de las que había sustentado el anterior interventor Sánchez de Bustamante.

Reconoció Taboada que este Cuerpo adolecía, en su origen, de abusos y nulidades, pero agregó que había sido reconocido por el Gobierno Federal, ejercía sus funciones desde un año antes de la revolución y fue organizado cuando la provincia gozaba plenamente de la vida propia que garante el artículo 105.

Por consiguiente, repuso la Legislatura(1), la cual nombró gobernador interino al provisorio, Ramón Recalde.

(1) Antonino Taboada. Informe al Gobierno Nacional relativo a su Intervención en la Provincia de Catamarca (Santiago del Estero, Imprenta 24 de Septiembre, 1868), p. 4. // Citado por Luis H. Sommariva. “Historia de las Intervenciones Federales en las Provincias” (1931), tomo I, capítulo VIII: “El testamento político de Mitre”. Ed. El Ateneo, Buenos Aires.

El Comisionado creyó que su misión subsistía hasta el nombramiento de gobernador titular.

El 5 de Marzo de 1868, terminó el período de los Diputados, sin que se les hubiera elegido sucesores. El nombramiento de Recalde se había declarado subsistente hasta la elección del titular, lo que quiere decir que el término era indefinido(2).

(2) Legislatura de Catamarca, sesión de Febrero 1 de 1868. // Citado por Luis H. Sommariva. “Historia de las Intervenciones Federales en las Provincias” (1931), tomo I, capítulo VIII: “El testamento político de Mitre”. Ed. El Ateneo, Buenos Aires.

Sin embargo, los momentos requerían actividad, porque el 12 de Abril debían verificarse los comicios presidenciales y se necesitaba la presencia de la Legislatura para practicar el escrutinio.

A mediados de Marzo, los Taboada aparecían comprometidos ya, a sostener a Elizalde; el círculo del gobernador catamarqueño resistía esta candidatura y acariciaba la idea de que la provincia no votara... El Comisionado conminó entonces a Recalde a acelerar los trámites electorales, amenazándole con tomar en el asunto una participación más directa(3).

(3) A. Taboada. Nota al gobernador Recalde (Marzo 18 de 1868), en: Antonino Taboada, Segunda Parte del Informe al Gobierno Nacional, relativo a su intervención en la Provincia de Catamarca (Catamarca, Imprenta del Pueblo, 1868), p. 8. // Citado por Luis H. Sommariva. “Historia de las Intervenciones Federales en las Provincias” (1931), tomo I, capítulo VIII: “El testamento político de Mitre”. Ed. El Ateneo, Buenos Aires.

El gobernador contestó que acataría las resoluciones del Comisionado, aunque creyendo firmemente que la Intervención había concluir al quedar repuesta la Legislatura(4); y denunció al ministro del Interior los propósitos de Taboada, tachándolos de incalificables(5).

(4) Recalde. Nota al comisionado Taboada (Marzo 19 de 1868), en: Antonino Taboada, Segunda Parte del Informe al Gobierno Nacional, relativo a su Intervención en la Provincia de Catamarca (Catamarca, Imprenta del Pueblo, 1868), p. 9.
(5) Recalde. Nota al ministro Costa (Marzo 20 de 1868), en: "La Tribuna", Nro. 4.252, Abril 4 de 1868. // Todo citado por Luis H. Sommariva. “Historia de las Intervenciones Federales en las Provincias” (1931), tomo I, capítulo VIII: “El testamento político de Mitre”. Ed. El Ateneo, Buenos Aires.

Planteado el entredicho en tales términos, es de imaginar que el general Taboada no iba a ceder. El 1 de Abril, Recalde dimitió el cargo ante éste, declarando que deseaba evitar funestos conflictos(6).

(6) Recalde. Nota al comisionado Taboada (Abril 1 de 1868), en: "La Tribuna", Nro. 4.258, Abril 13 de 1868. // Citado por Luis H. Sommariva. “Historia de las Intervenciones Federales en las Provincias” (1931), tomo I, capítulo VIII: “El testamento político de Mitre”. Ed. El Ateneo, Buenos Aires.

El Comisionado nombró gobernador provisorio a Pedro Cano, usando las funciones que le confería la ley. El nuevo provisorio convocó a elecciones sin pérdida de tiempo; los Electores de presidente se comprometieron a votar por Elizalde; el 22 Abril, se instaló la Legislatura y designó a Cano, gobernador interino y, en esa fecha, el general Taboada declaró concluida su tarea, terminando así esta azarosa intervención, que había durado año y medio, el lapso más largo conocido hasta esa fecha.

El 25 de Mayo de 1868 tomó posesión del Gobierno, Crisanto Gómez, electo en propiedad y Catamarca entró en una época de relativo orden, al que contribuyó el reintegro a la vida pública de los Navarro, Molina y demás federales que, desde los tiempos de la última montonera, habían adherido a los liberales.

Información adicional