El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

 

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

Torres de Vera y Aragón abandona la Ciudad de Vera

Cumplidos los requisitos y una vez cometido su deseo que para el caso eran menester, el (¿6/7?) de Abril de 1588(1) se embarcó el Adelantado rumbo a Santa Fe. Con él fue también el capitán Diego Gallo de Ocampos, en calidad de Procurador General de la nueva ciudad, con las cartas dirigidas al rey.

(1) La fecha de embarque, alejándose de Corrientes, del Adelantado Torres de Vera y Aragón, difiere según sea el autor que hable del tema. Así, Raúl de Labougle. “Historia de San Juan de Vera de las Siete Corrientes. (1588-1814)” (1978), dice “El Adelantado nombró Capitán General y Justicia Mayor a su sobrino, el capitán Alonso de Vera y Aragón y, cumplidos los requisitos que para el caso eran menester, el 6 de Abril (de 1588) se embarcó rumbo a España”. En tanto, Gustavo Miguel Sorg. “Juan de Torres de Vera y Aragón (Nueva historia de la fundación de la Ciudad de Vera)” (2007), señala que  “una vez concretado su deseo de fundar una ciudad y perpetuarla con su nombre, el Adelantado Juan de Torres de Vera y Aragón se embarcó con destino a la Ciudad de Santa Fe en la madrugada del Jueves 7 de Abril de 1588”. Los historiadores Manuel F. Mantilla y Hernán F. Gómez eluden la cuestión.

Torres de Vera y Aragón abandonó la nueva población. Tras detenese en Santa Fe, realizó algunos nombramientos de gobierno y encomendó “a los capitanes Diego de Olivarri y Sebastián de León la fundación de una ciudad que se denominaría Nueva Estepa”, recordando así a su pueblo natal. Esto no pudo cumplirse.

De Santa Fe se dirigió a Buenos Aires. Allí nombrará Teniente de Gobernador de esta última ciudad a Hernando de Mendoza. El 3 de Mayo de 1588, Alonso de Vera y Aragón “a secas” y Juan de Torres Navarrete serán nombrados Tenientes del Adelantado en las ciudades del Norte y del Sur de la Provincia del Río de la Plata y Paraguay respectivamente. Ambos gobernarán entre los años 1588-1592.

Alonso de Vera y Aragón “a secas” (1588-1592), fue designado Teniente del Adelantado en las ciudades del Norte el 3 de Mayo de 1588, en tanto que Juan de Torres Navarrete (1588-1590) fue designado Teniente del Adelantado de las ciudades del Sur; éste ya había sido nombrado con Título de fecha 27 de Julio de 1583. Por ende, desde el 3 de Mayo de 1588 cogobernará estas tierras con el citado Alonso de Vera y Aragón(2).

(2) Ernesto J. A. Maeder. “Nómina de Gobernantes Civiles y Eclesiásticos de la Argentina durante la Epoca Española. (1500-1810)”(1970), Resistencia. Ed. Instituto de Historia.

Torres de Vera y Aragón gobernó personalmente la provincia poco más de un año. Si recordamos que el Adelantado, Gobernador y Capitán General -en virtud de lo dispuesto en el testamento de Juan Ortiz de Zárate- había llegado a Asunción el 9 de Abril de 1587, su breve Administración se da por terminada al embarcarse para España -se estima que a mediados de 1588- dejando la provincia a cargo de los citados Alonso de Vera y Aragón “a secas” y Juan de Torres Navarrete.

Su objetivo, luego de la fundación de la Ciudad de Vera, era España, recordando que se marchaba a la Península “a dar aviso a Su Magestad del estado de esas provincias”.

Acusado de “nepotismo” por la Audiencia de Charcas, es decir, de ubicar a sus parientes en los cargos oficiales, antes de viajar a España el Adelantado Torres de Vera y Aragón pasaría por Charcas desde donde escribirá un extenso Memorial al rey Felipe II en el cual exponía sus méritos y reclamaba lo que creía justo.

Para fines de 1589 ya se hallaba en Sevilla; dos años después, se dice que renunció al Adelantazgo para luego retornar a América. Lo cierto es que en 1606 estaba en Charcas, “escenario de sus amores y padecimientos”. Su muerte ocurrió en Charcas, en fecha imprecisa del año 1610, sin que hasta el momento se tengan noticias de dónde descansan sus restos(3).

(3) Al decir del historiador Federico Palma “penumbra y tiempo nada más” sobre su tumba. Federico Palma. “Don Juan de Torres de Vera y Aragón” (1966), en “Revista de la Junta de Historia de Corrientes”, Nro. 1, Corrientes.

De las ciudades por él fundadas o mandadas a fundar sólo desaparecerá -en 1632/33- Concepción de Nuestra Señora.

Información adicional